Open/Close Menu puertas pentagono, puertas blindadas, puertas + seguridad, puerta blindada, puertas para profesionales de la construcción, puertas de seguridad, seguridad + puertas, puerta blindada, seguridad + casas, como combatir la inseguridad, sistemas de protección personal, puertas anti robo, sistemas anti robo

Llega la Primavera y con ella, brotan los festejos y festivales al aire libre, aumentan las salidas y crecen, también, las oportunidades de asaltos en la calle. Adoptar una conducta preventiva frente a la delincuencia es la mejor opción para blindarse contra la inseguridad.

En la calle, el victimario corre con casi todas las ventajas, ya que es quien decide en dónde y a qué hora atacará a su víctima, la cual se encuentra expuesta por no contar con una barrera física que la proteja. De todas formas, con sólo cambiar algunos hábitos, es posible reducir significativamente la chance de ser víctimas de una agresión. La prevención representa el 90 por ciento en materia de seguridad, razón por la cual las acciones se deben centrar en ella.

Aunque los asaltos en la vía pública suelen ser al azar, el delincuente aprovecha las ocasiones que se presentan más fáciles y elige las víctimas más desprevenidas. Sólo actuará en la medida en que se le dé la oportunidad de hacerlo: somos tan vulnerables como lo permitamos. La seguridad no ofrece protección absoluta, pero debe como mínimo conseguir detectar, dificultar, retardar, localizar e impedir la acción delictiva.

Al transitar o hacer actividades en vía pública, para prevenir convertirse en víctima de un delito se recomienda seguir ciertos hábitos:

  • Despabilá tus sentidos, observá siempre a tu alrededor, permanecé y mostrate alerta. La disuasión es fundamental, porque los delincuentes escapan de las complicaciones.
  • Al identificar una situación sospechosa, evitala alejándote de 20 a 50 metros, metiéndote en algún local comercial con mucha gente o cambiando de dirección.
  • Si alguien te sigue, cruzá la calle. Si este cruza también, pedí ayuda en un negocio cercano.
  • Procurá ir acompañado de una persona de confianza.
  • Caminá separado de la pared y en sentido contrario a la circulación de los autos, de modo que se acerquen de frente y no por la espalda.
  • Si estás con niños, mantenelos siempre cerca y, preferentemente, tomados de la mano.
  • Cuando salgas, informá a tus amigos o a tus familiares dónde estarás. Podés emplear las aplicaciones del celular que permiten compartir con otras personas tu localización a cada instante.
  • Intentá no usar ni exhibir el celular en la calle (o hacerlo muy a resguardo).
  • Tampoco, dejes a la vista la billetera o muestres dinero en efectivo.
  • Sé discreto: evitá llevar joyas, adornos valiosos o accesorios llamativos.
  • Elegí cajeros que estén en lugares concurridos y en horas de movimiento.
  • No traslades grandes cantidades de dinero y solo llevá la tarjeta bancaria que vas a usar.
  • Si cargás un bolso o una cartera, hacelo hacia la parte interna de la vereda y bien sujetos, para evitar que te lo arrebaten.
  • Si llevás mochila o maletín, tratá de tenerlos siempre delante y no en la espalda.
  • Si estás perdido, no pidas direcciones a extraños; más bien acudí a algún establecimiento cercano para orientarte.
  • Evitá lugares oscuros, casas en construcción, calles solitarias o con mucha vegetación, zonas comerciales cerradas y lotes baldíos.
  • Variá tus rutinas, no seas predecible.

La seguridad es responsabilidad de todos. Cuantos más ciudadanos hagan de las conductas preventivas un hábito, más complicado será delinquir y menor será el riesgo de inseguridad en la vía pública.

 

Fuentes consultadas:

Write a comment:

*

Your email address will not be published.